Levantando Vuelo: La Migracion de Aves y de Seres Humanos

Tanto aves como seres humanos se han desplazado, asentado y adaptado a distintos lugares del planeta, hospitalarios o adversos y desafiantes.

Levantando Vuelo: La Migracion de Aves y de Seres Humanos.

Tanto aves como seres humanos se han desplazado, asentado y adaptado a distintos lugares del planeta, generalmente los mas hospitalarios, pero también a los mas adversos y desafiantes.

S

abemos que migración es el traslado de personas o animales de un lugar a otro del mundo, estableciendo su residencia en forma temporal o permanente en su nuevo lugar de asentamiento – puede ser dentro de sus fronteras o fuera de ellas.

Los seres humanos que migran no sólo aportan sus capacidades laborales, sino también sus creencias, aspiraciones, esperanzas, etc. La causa común en las migraciones, la base fundamental e hilo conductor de estos desplazamientos y la de los animales -especialmente las aves- es la supervivencia, el mejoramiento del estándar de vida. En los seres humanos, mayores posibilidades económicas, alimentación, educación de los hijos, más confort, tibieza en el hogar, etc etc.

Millones de personas han hecho camino por el mundo buscando la mejoría en sus condiciones de vida. Los humanos se han desplazado, asentado y adaptado a distintos lugares del planeta, generalmente los mas hospitalarios, pero también a los mas adversos y desafiantes.

Aves Migratorias - Personas Migratorias

Y en nuestras aves, el mecanismo de impulso a levantar vuelo es, en cierto modo, similar; continuar de la mejor manera su ciclo vital, alimentarse, buscar lugares mas propicios para su hábitat, mas huevos, mejor clima, alimento para reproducirse y criar sus pichones y, si le ponemos un toque de humor, cambiar el plumaje como nosotros. Es de esa manera que pueden obtener mayor supervivencia de su especie.

En nuestra búsqueda humana de mejores condiciones, miramos un poco hacia nuestro pasado prehistórico y vemos que los primeros homínidos del Africa Sub-Sahariana se van trasladando a Oriente Medio, al Sudeste Asiático, posteriormente a Europa, que había estado mucho mas fría anteriormente, luego a lugares mas alejados como Australia y América, donde los primeros pobladores, de acuerdo a estudios genéticos, habrían llegado por el puente de Beringia, que unía Asia y Europa en esos remotos tiempos de hielos.

Se han encontrado antiguos restos en Kent, Devon (30.000 años) y Rumania (40.000 años), con muestras de arte antigua como flautas de hueso de
ave y marfil de mamut, en el Sur de Alemania, y una antigüedad de aproximadamente 43.000 años. Esto se repite en Siberia, en el Lejano Oriente, en el Oeste de China, en Asia Central, etc. A lo largo de miles de años, buscando, caminando, descubriendo, poblando.

Primeras Migraciones Humanas
Toros en la caverna de Lubang Jeriji Saléh en Indonesia (40.000 años)
Toros en la caverna de Lubang Jeriji Saléh en Indonesia (40.000 años)
Rinocerontes en la caverna de Chauvet (32.000 años)
Rinocerontes en la caverna de Chauvet (32.000 años)

Y siguiendo el patrón de migraciones, con respecto a las aves, en paralelo a las personas, algunas van a lejanos lugares y regresan, otros se quedan y hacen su vida en el mismo sitio, durante generaciones. Las aves migran a veces unos cientos de metros, otras recorren el globo, van de norte a sur, de este a oeste, viajando de noche, otras de día, haciendo pocas paradas o volando sin cesar.

Las rutas de migración no son rectas, generalmente siguen una línea costera, atraviesan valles o vuelan sobre cordilleras. La respuesta viajera se da en tasas elevadas de aves, que son las se han adaptado mejor al vuelo.

En Europa, por ejemplo, el 84 % de las aves migran. Aves como el Ansar Indio, migra pasando sobre el Himalaya , con poco oxigeno, a 8000 metros de altitud , recorriendo miles de kilómetros. El Charran ártico hace un circuito polar de 70.000 kilómetros. Migran las grullas, las palomas torcaces, los vencejos, los buitres, las pequeñas golondrinas y una lista muy extensa de acuerdo al territorio que habitan.

Y en este caso somos nosotros, los humanos, con el cambio climático que provocamos, con las acciones que hicieran que ellas pierdan sus hábitats, con la caza descontrolada, estamos haciendo que en las ultimas décadas las cifras de aves disminuyeran en tal medida.

Desde tiempos inmemoriales el paso de grandes bandadas de aves tenia un significado, de acuerdo a su mitología, sus creencias, sus rutinas, su
trabajo. En España, hay varios refranes hermosos, pero este es encantador:

“Grullas en el cielo, carbón en el brasero”.

Y así como tenemos en común la migración, aves y humanos, también tenemos peligros y limitaciones actuales, muy de esta, nuestra época. A los motivos económicos que primaron hasta la segunda mitad del siglo XX, hoy, el hambre, la violencia, las guerras y los desastres naturales hacen desplazar obligadamente a grandes grupos humanos de los países pobres a los ricos. Y los estados receptores crean marcos legislativos más restrictivos para proteger su seguridad social, política y económica.

Un futuro humanitario y solidario tendría que basarse en los derechos humanos de los que migran se hace cada vez mas complejo, para los
que ya están y para los que van llegando. Nos gusta pensar un futuro mejor, como imaginaron todos nuestros ancestros para la raza humana y la vida silvestre.

Nota por Meri Trentini. Meri nació en Entre Ríos, estudió Literatura en la Universidad de Buenos Aires y colabora regularmente con Origenes.online escribiendo sobre costumbres, lenguaje, viajes e historias familiares.  

Más Orígenes e Historias

Más Guías y Tutoriales

Más ADN y Genética

Servicios

Leave a comment